24.10.14

Más de la mitad de los concellos coruñeses usa un escudo que incumple la normativa

Marta Villar A Coruña 22.10.2014 | 00:52

El Ayuntamiento de Betanzos, la Ciudad de los Caballeros y antigua provincia del Reino de Galicia, reconoció hace casi un mes que el escudo que ha utilizado desde siempre (con la torre de Caramona y uno de los puentes medievales) incumple la normativa vigente, es decir, que realmente no es oficial. El Concello está ahora en proceso de elaboración de la documentación necesaria para presentar la propuesta de escudo a la Comisión de Heráldica y lograr que la Xunta lo apruebe. El de Betanzos, sin embargo, no es un caso raro, sino todo lo contrario: en la provincia de A Coruña, de los 93 municipios actuales solo 34 tienen un escudo que superó toda la tramitación legal y obtuvo el visto bueno del Gobierno gallego, es decir solo el 36,5% de los que se usan hoy en día cumplen la normativa heráldica. Muchos ayuntamientos actualmente prefieren utilizar un logotipo, que da una imagen más moderna y actual, que la tradicional imagen heráldica.

En la provincia coruñesa solo 34 concellos tienen escudo oficial y 20 de ellos disponen de escudo y bandera, mientras que 9 solo presentan como emblema oficial una bandera. En este último caso está, por ejemplo, Paderne o el antiguo municipio de Cesuras.

El Reglamento de Símbolos de las Entidades Locales de Galicia está en vigor desde 2010 aunque la Comisión de Heráldica de Galicia ya existe desde 1992. Esta comisión se constituyó como un órgano consultivo de la Xunta con el fin de emitir un informe, vinculante, en los procesos de aprobación, modificación o rehabilitación de escudos o banderas de las entidades locales.

Este reglamento estipula en su artículo 3 que ningún concello puede utilizar un escudo heráldico o bandera "que no fuese aprobado por el Consello da Xunta" (exceptuando los aprobados por el Estado antes de la transferencia de competencias). En la práctica, la mayoría de ayuntamientos incumple este artículo.

En la comarca coruñesa solo Cambre, Culleredo, Abegondo y Sada tienen su escudo en regla. Sada es el municipio con su escudo y bandera aprobados más recientemente, en 2011, y que alude a la tradición marinera y las antiguas torres de Fontán y Corbeiroa. Sada utilizó durante mucho tiempo un escudo no heráldico diseñado por el artista Isaac Díaz Pardo, a modo de logotipo. Lo mismo ocurre hoy con Cambre, que aunque tiene escudo oficial utiliza en su papeleo el dibujo, de reciente creación, que simboliza la girola y las capillas de su iglesia de Santa María. También Oleiros prefiere utilizar logotipo en lugar de escudo heráldico, un diseño muy esquemático en el que figura la torre de Santa Cruz.

La comisión de heráldica controla que un ayuntamiento no ponga cualquier cosa en su escudo, que sea algo "arbitrario o caprichoso", sino que sus elementos estén justificados, por reflejar hechos históricos, culturales o significativos del territorio al que va a representar. Cerceda, por ejemplo, tiene la central térmica de Meirama en su escudo por considerar que es lo más destacado del municipio, pero este escudo no cumple el reglamento.

Este reglamento establece que los escudos, banderas y otros símbolos "constituyen un importante signo de identificación colectiva y contribuyen a la integración de su población" además de divulgar y "perpetuar los hechos o motivos más representativos de su historia local". Aunque pueda parecer obvio, en el reglamento se especifica que en los escudos o banderas no se pueden incorporar anagramas o logotipos de partidos políticos, sindicatos, organizaciones empresariales o entidades privadas.

Los concellos pueden pedir a la Comisión de Heráldica que elabore una propuesta o puede elaborarla el propio Concello. Luego va a pleno para aprobarlo por mayoría absoluta y tras un plazo de información pública si la Comisión de Heráldica emite voto favorable, se eleva la propuesta al Consello de la Xunta. Una vez aprobado, el escudo o bandera tiene una descripción heráldica: "En campo azul, un navío de dos palos de oro habillado de plata, con velamen al viento sobre ondas de plata y azul". Es la primera frase de la descripción heráldica del escudo de Sada.