26.12.14

¿Cuál es el azul correcto de la bandera puertorriqueña?


El triángulo de la bandera puertorriqueña es azul celeste, no azul marino.

Con cada conmemoración del aniversario de la bandera de Puerto Rico, el 22 de diciembre, o con cada actividad política, artística, deportiva o protocolar resurge la controversia: que si es azul claro, azul marino, azul celeste...

Según el director del Centro de Estudios Avanzados y del Caribe, Miguel Rodríguez, la controversia fue resuelta hace una década por varios historiadores que fueron convocados al Ateneo Puertorriqueño. Allí, los expertos concluyeron que el color correcto del triángulo es azul celeste, pues es la tonalidad de azul contenida en la bandera de Lares.

Para llegar a esta conclusión, los expertos se basaron en que previo al nacimiento de la monoestrellada los patriotas puertorriqueños usaban la bandera de Lares como símbolo nacional. Según Rodríguez, el diseño de nuestra bandera surgió entre líderes nacionalistas radicados en Nueva York, entre los que destacaba Antonio Vélez Alvarado, inspirados por la bandera cubana.

“Se le ocurre, precisamente por la estrecha relación de Cuba y Puerto Rico, que la nuestra tuviese los mismos colores pero invertidos. Dice la historia, que Vélez Alvarado hace un diseño y se lo enseña a (José) Martí quien vivía en Nueva York”, comentó Rodríguez.

Según el historiador, el diseño fue motivo de discusión entre varios revolucionarios y patriotas como lo fueron Lola Rodríguez de Tío y Ramón Emeterio Betances hasta que finalmente, el 22 de diciembre de 1895, aprobaron el diseño.

Rodríguez dijo que la idea original del grupo, era que la bandera puertorriqueña y la cubana juntas, representaran una sola lucha por la independencia.

Pero, entonces, ¿de dónde viene la controversia?

Pues Rodríguez entiende que la confusión surgió hace 62 años, cuando se estableció en la Constitución del Estado Libre Asociado que la bandera sería el símbolo oficial del Estado Libre Asociado de Puerto Rico.

Según Rodríguez, la decisión, contenida dentro de la ley del 24 de julio del 1952, no define exactamente la tonalidad de azul dentro del triángulo.

“Posiblemente, cuando mandaron a hacer banderas de Puerto Rico a Estados Unidos para las escuelas y oficinas del gobierno, tal vez las hicieron con el mismo azul de la bandera estadounidense. Quizás por economía, no creo que fuese una cosa de mala intención, pero fue un error que todavía arrastramos. Todavía hay gente que alega que la bandera debe tener el azul oscuro”, señaló.

Rodríguez exhortó al gobierno a aprovechar el debate para dilucidar a nivel oficial la confusión e instó al Departamento de Estado a que defina claramente dentro de su reglamento institucional, el color celeste en la bandera.

“No debemos perder la perspectiva de que los puertorriqueños que nos representan en el deporte y la cultura, aunque sea el azul oscuro, siempre se sienten orgullosos de su bandera. No debe ser motivo de división el color de la bandera de nuestro país”, concluyó.

Primera Hora