2.11.13

Pedro Cordero Alvarado : Badajoz, única capital sin bandera propia



TAtunque al ciudadano de a pie le parezca un hecho insólito, nuestra ciudad es la única capital de provincia que carece de bandera propia. Y, según los estudios realizados, podemos afirmar que a lo largo de su historia nunca ha dispuesto de una bandera que la representara.

Aunque existen asociaciones que con la mejor voluntad, pero con erróneo concepto, proponen que la enseña pacense sea de color carmesí con el escudo de la ciudad en el centro, basándose en que Alfonso IX de León al reconquistar la ciudad le donó el pendón real, con unas dimensiones 2x3, estas afirmaciones contienen serios errores de bulto.

El primero es que el pendón real se ostentaba en todas les ciudades de realengo, como símbolo de su dependencia de la Corona. Así se ofrece en el día de hoy en las banderas en los consistorios de ciudades como Albacete, Cádiz, Ciudad Real, Córdoba, La Coruña, Cuenca, Guadalajara, Jaén, León, Lérida, Madrid, Murcia, Palencia, Salamanca, Sevilla, Teruel, Toledo, Valladolid, Zaragoza.

Por lo expuesto, realizar un proyecto de esa clase para la bandera de nuestra ciudad resultaría un tanto monótono, muy trillado y poco diferenciador, como se puede ver. El segundo error consiste en colocar el escudo de la cuidad en el centro. Pero si observamos las banderas de España y de Extremadura, por ejemplo, el escudo que en ellas se ofrece no va colocado en el centro del paño sino "en el tercio al asta", que es el punto de honor de las banderas.

El tercer error consiste en otorgarle a la enseña unas dimensiones 2x3 (seis), cuando lo correcto en las proporciones de las banderas es 2:3, es decir, dos al asta (ancho) y tres al batiente (largo), dicho sea en términos vexilológicos. La vexilología es la ciencia que estudia las banderas y su construcción o diseño.

Pero de lo que aquí se trata es de crear una bandera que sea propia nuestra capital, representativa de pueblo soberano, no de los viejos reyes, que sea diferente de todas las demás, y para ello recurriremos a la bandera heráldica, es decir a representar en el paño de la enseña las armas de la ciudad, tal y como acontece en otras muchas de regiones y ciudades de España.

La bandera que proponemos para nuestra ciudad sería sobre paño de color azul, de proporciones 2:3, ostentaría una columna blanca, colocada en el tercio al asta, con el fuste rodeado por una filacteria de dos vueltas de color amarillo, cargada con la divisa "Plus ultra", en letras negras, y a su derecha un león rampante de color rojo, coronado de oro, apoyado en su fuste. El tamaño de las figuras será de cinco séptimos del ancho de la bandera. En estas figuras se representa la historia, con el león, propio de las armas del rey conquistador de la ciudad y la columna, como la plaza fuerte y sostén de la frontera hispano portuguesa de aquella zona.

El Periódico de Extremadura